Google+

Pseudoresponsables?

José tiene cáncer... de colon.

A su hija se lo han dicho nada más salir de la intervención de urgencia que hubo que hacerle porque el tumor había ocupado toda la luz de intestino y se había acabado hinchando como un globo con unos dolores tremendos...

En la intervención le quitaron el tumor y parte de la tripa pero tuvieron que dejarle una bolsa de esas para "sus cosas" porque no se podía pegar la tripa hasta más adelante... y mientras tanto habría que darle tratamiento para evitar que el tumor atacase otras partes de su cuerpo si es que no lo había hecho ya.

José no quería tener aquella bolsa que lo tenía atado en casa con la verguenza de no poder salir por si se le soltaba... vaya broma... quería una solución ya no esperar 6 meses.

Cuando empezó con la quimio no notó nada y pensó que no sería tan difícil; para el final del segundo ciclo pensaba que a él no le mataba el cáncer sino aquel tratamiento.

Así que cuando le vino a visitar Luis y le contó que le habían dicho que un conocido de un amigo había ido a la farmacia de otro barrio a por un tratamiento "especial" y que se había curado del cáncer le faltaron pies para ir allá.

La persona que le recibió en la farmacia fue muy amable y conocía perfectamente lo que estaba pasando José; la bolsa, la quimio, el miedo... le miraba y sonreía. Empezó a contarle sobre su tratamiento "biológico" que estaba indicado para casos como el suyo y que el en la farmacia se lo podría susmistrar pero no tenía financiación; tendría que pagarselo él mismo... José miró los diplomas de la pared, el título de grado, la especialidad, cursos y miembro de la comisión de terapias alternativas del colegio profesional... estaba claro.

José inició el tratamiento con una "desintoxicación" que incluía abandonar la quimioterapia cosa que hizo de mil amores pues pensaba que aquello era el mal en si, lo peor que le estaba pasando...

Cuando llamaron a la hija para preguntar porqué su padre no se había presentado a las sesiones ni a las consultas en los últimos 3 meses casi colapsa... ¿¿¿¿QUUUUEEEEE???? omitiremos los llantos y los gritos, el miedo y la verguenza; la reconciliación y las lágrimas, la despedida... el entierro.

Semanas despues la hija de José recordó que su padre le había dicho que ese tratamiento "biológico" tenía que ser bueno porque el colegio profesional tenía una sección sobre ello... y se decidió verlo por si misma hacíendose pasar por paciente.

Cuando preguntó por "garantías" la amable cara del personaje cambio de gesto, torció los labios y dijo "es como la vida; algunas cosas no salen bien"; cuando le preguntó por el apoyo del colegio profesional le dijo "pues tenemos un grupo de trabajo que estudia estas cosas... ". Se decidió y le contó quien era y qué habia pasado con su padre....

A partir de aquí el relato del proceso judicial alargaría esto más de lo necesario pero en lo esencial la hija de José consiguió que al personaje se le sancionara y que el seguro de responsabilidad del colegio profesional pagara una suculenta indemnización de "pseudoresponsabilidad".

Y he aquí queridos amigos otro argumento por el que los colegios profesionales no deben tener secciones sobre Pseudociencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Normas de Publicación de Comentarios:

1.-Non se aceptarán comentarios que non teñan relación coa temática tratada neste blogue e o artigo en cuestión. Para comentarios de índole xeral empregar outras canles.
2.-Prefírense os comentarios asinados ainda que se permiten os anónimos. A educación e o respeto son imprescindibles porén a confrontación argumental que poida existir. Non se publicarán descualificacions ou insultos aínda que o autor se identifique.
3.-Si o teu comentario non se publica ó cabo de 48 horas podes porte en contacto polas vías alternativas; asemade si sufres atrancos técnicos.

Gracias pola túa aportación
Gracias por tu aportación
thanks for your input